Bares y Restaurantes

Hammmbur, la hamburguesería oficial de Burgos

2 enero, 2018
Hamburguesa de Hammbur.

Hamburguesa del Hammbur.

No hay nada como empezar el año conociendo nuevos restaurantes. Esta vez le toca el turno a Hammmbur, ubicada en pleno corazón de Burgos. Allí puedes degustar hamburguesas tan tradicionales como la de pollo o ternera, pasando por otras menos comunes como la de potro y terminar con las más innovadoras como la de morcilla de Burgos.

Más concretamente se encuentra en la calle San Lorenzo, aunque también posee servicio a domicilio. En mi caso, opté por acudir al local con unas amigas. El restaurante es muy pequeño, por lo que se llena muy pronto, así que os recomiendo que acudáis pronto para coger mesa.

Hamburguesa de Hammbur.

Una de la características de Hammmbur es que puedes escoger el tipo de pan que deseas para tu hamburguesa. Es decir, no es que solo tengan diferentes tipos de carne (potro, pollo, ternera, wagyu, vegetal, cordero, etc.), sino que también puede escoger entre pan blando (el de hamburguesa de toda la vida) o más campero. 

Hamburguesa del Hammbur.

Nosotras elegimos la “hammmburgyu” (wagyu, lechuga, tomate y cebolla), otra apodada como la “sabrosa” (vacuno, lechuga, tomate, cebolla caramelizada, queso cheddar y queso manchego semicurado), la “deleitosa” (vaca premium, lechuga, tomate, cebolla caramelizada, champiñón, calabacín a la plancha y queso philadelphia) y por último, la “tremenda” (wagyu, lechuga, tomate, cebolla caramelizada, queso manchego semicurado, calabacín y champiñón a la parrilla).

Hamburguesa del Hammbur.

Todas estas hamburguesas pueden ser condimentadas con diferentes salsas, todas disponibles para los comensales. Entre ellas se encuentran: la salsa brava, la de tomate picante, mostaza, etc. De esta forma, es el cliente quien elige cuál y cuánta salsa echarse.

Las patatas se piden aparte en Hammbur.

Además, la carta contempla la posibilidad de poder pedir extras como patatas fritas, las cuales no se incluyen con las hamburguesas, sino que tienen que ser un plato aparte. Ofrecen la posibilidad de dos tipos. Por un lado, las patatas fritas de toda la vida y por otro, unas chips caseras cortadas a mano.

En definitiva, en la variedad está el gusto y si acudes a Burgos, que menos que pasarte por la típica hamburguesería de la ciudad con atípicas hamburguesas. ¿Quién será el valiente que se atreva a probar la de morcilla de Burgos?

Comida
Servicio
Presentación
Emplazamiento
Promedio
 

También te podría interesar

sin comentarios

Responder